Legión Condór, Presentation Tray of «Werner Mölders»—Legión Condór, Bandeja de Presentación de «Werner Mölders»

2.500,00

Agotado

REF: 197 Categoría:

Descripción

ANTECEDENTES: Werner Molders nació el 18 de marzo de 1913, estudió en la Escuela Militar de Dresden y obtuvo en 1934 su grado de suboficial. En los exámenes para ingresar a la Luftwaffe, clandestina por entonces, requirió de esfuerzos y tenacidad especiales para vencer el mareo que sentía al abordar los aparatos de entrenamiento en tierra, destinados a medir la resistencia del candidato a piloto en los movimientos del vuelo. Se dice que nunca controló el mareo del todo, pero lo asimiló hasta volverlo parte de la experiencia de volar. Participó con la Legión Cóndor en España, con la que Hitler apoyó a Franco y los Nacionales, en un ensayo general de los procedimientos, tácticas y equipo que utilizaría mas tarde en la Segunda Guerra Mundial.  Ahí Molders conoció un nuevo tipo de mareo, la sensación que se apodera del piloto que derriba por primera vez a un adversario; una sensación pesada y de sentimientos encontrados, difícil de manejar para la mayoría. Por ello acostumbraba estar cerca para respaldar a quienes pasaban por esa primera experiencia, y por ello, pronto recibió el apodo de «Vati» («Papi»), en apreciación de ese tipo de dotes paternales. Molders, sin embargo, encabezó la lista de ases aéreos ( 15 victorias) de la Guerra Civil Española, al tiempo que desarrolló la formación de combate «schwarm», integrada por dos parejas independientes de cazas, en lugar de la formación básica de tres aviones utilizada hasta entonces de manera general en todo el mundo. Así, estableció las técnicas de combate que serían generales en la Luftwaffe desde entonces (y que serían adoptadas por todas las fuerzas aéreas del mundo), que aprovechaban las capacidades de los cazas monoplanos, ya muy diferentes a los aparatos utilizados durante la Primera Guerra Mundial.  Capacitar a los pilotos en esas nuevas técnicas fue la labor del Capitán Molders desde su regreso de España a principios de 1939 hasta el inicio de la Guerra Mundial en septiembre de ese mismo año. Para julio de 1940, Molders tenía el grado de Mayor y había recibido la Cruz de Caballero por sus victorias acumuladas en combate; fue el primer piloto en recibir esa condecoración. También era Kommodore (comandante) de la JG 51.  Fue el primer piloto en superar la marca de 80 derribos impuesta en la Primera Guerra Mundial por Manfred Von Richtoffen (El Barón Rojo), y el primero en alcanzar 100 victorias; recibió los Diamantes para su Cruz de Caballero y con 115 victorias fue destinado a operaciones en tierra para no arriesgar su experiencia y prestigio. Sólo 27 combatientes alemanes fueron acreedores a esta condecoración, entre ellos 11 miembros de la Luftwaffe, siendo el primero Werner Molders, que inauguró así esta alta distinción de las fuerzas armadas alemanas.   Murió en accidente de vuelo el 22 de noviembre de 1941.

DESCRIPCION: Gran bandeja de presentación (regalo de presentación) de la Legión Cóndor en plata alemana (Alpaca) con la «Cruz de España» en relieve en el centro, va ornamentada con cinco águilas en relieve estilo LW, todas remachadas en la bandeja con baño de oro fino (desgastado pero se aprecia) y la dedicatoria en letras de oro «Legión Cóndor», el nombre del famoso «As» de aviación de combate de la Legión Cóndor » Oblt. Werner Mölders”, y la fecha «IX Madrid». En el reverso lleva marcaje del fabricante «G. Brehmer Markheukirchen» y el logo. Mide 36 cm de diámetro y 118 de perímetro. Una gran pieza. Esta bandeja perteneció hasta hace unos años Coronel de Aviación de la Academia General del Aíre.